El deporte en Tampa sigue de fiesta

enero 25, 2021

En un año sumamente difícil, el deporte profesional en Tampa Bay vive el mejor momento de su historia.

Por tercera ocasión en cinco meses, uno de sus equipos está jugando por un campeonato.

Tom Brady y los Bucaneros vencieron a los Empacadores de Green Bay 31-26 en la final de la NFC el domingo en Lambeau Field, y avanzaron al Súper Tazón. Serán el primer equipo que jugará un Super Bowl en su estadio cuando se enfrenten a los Jefes de Kansas City el 7 de febrero en el Raymond James Stadium.

Han sido meses excepcionales para los deportes profesionales en Florida. Los cuatro deportes principales han visto a un equipo de Florida jugar por el título los últimos 12 meses.

Tres de ellos vinieron de Tampa. Además de los Bucaneros, los Lightning ganaron la Copa Stanley en septiembre y los Rays jugaron la Serie Mundial un mes después.

LIGHTNING, CAMPEÓN DE LA COPA STANLEY

Después que la temporada anterior terminó en un desencanto, pues el equipo de 2019 empató un récord de la NHL en puntos en una temporada pero no ganó un solo encuentro de playoffs, el Lightning regresó con la misma fuerza.

Tampa Bay se impuso en la burbuja de los playoffs de Toronto y Edmonton, y finalmente derrotó a los Dallas Stars en seis juegos para ganar su segunda Copa Stanley el 28 de septiembre (The Lightning también la había ganado en 2004).

Los Lightning fueron liderados por Nikita Kucherov, quien encabezó a todos los jugadores en la postemporada con 27 asistencias y 34 puntos. También destacaron Brayden Point, cuyos 14 goles fueron máximos en los playoffs, y Victor Hedman, quien fue galardonado con el Trofeo Conn Smythe como el jugador más valioso de los playoffs de la Copa Stanley.

LA GRAN CARRERA DE LOS RAYS

Los Tampa Bay Rays tuvieron el mejor récord de la Liga Americana durante la temporada regular de 60 partidos de la MLB.

En los playoffs, los Rays barrieron a los Azulejos de Toronto en la ronda de comodines, superaron a los Yanquis de Nueva York en la serie divisional y a los Astros de Houston en la Serie de Campeonato de la Liga Americana, en la que Randy Arozarena fue el MVP. El triunfo ante Houston les dio el boleto a su segunda Serie Mundial (los Rays también llegaron al Clásico de otoño en 2008). Randy Arozarena se convirtió en una estrella al batear 10 jonrones durante la postemporada, rompiendo la marca de Barry Bonds. También rompió un récord de hits de Derek Jeter.

En la Serie Mundial, jugada en un sitio neutral, en Arlington, Texas, los Rays perdieron en seis juegos ante los Dodgers de Los Ángeles, quienes tuvieron el mejor récord de todo el béisbol esa temporada. Los Dodgers ganaron el sexto choque y el título el 27 de octubre.

Con información de Herald Tribune

 

No hay comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *