El boxeo, el verdadero ganador en el ring del T-Mobile

septiembre 17, 2018

Por RICARDO DEL RÍO *

La noche pintaba mexicana. En el ring, un boxeador hecho en México y otro hecho boxísticamente por un mexicano, Saúl “Canelo” Álvarez y Genady Golovkin, se pararon a la mitad del ring a pelear.

Y sacaron el jab y el ópercut, que son la pureza del boxeo, manejados como los grandes boxeadores de la historia. Ninguno corrió, no caminaron sobre el ring; salieron a pelear.

Hacía mucho que no veía una pelea en la que las esquinas fueran tan determinantes, con los cambios de estrategias. Golovkin fue sorprendido por un “Canelo” que atacó y tuvo que ajustar, pero la edad le pesó. El mexicano trabajó abajo y por primera vez alguien cansó Golovkin.

El jab del kazajo fue desgastante (al más puro estilo del más grande en la historia, Muhammad Ali) y el gancho del “Canelo” muy determinante, emulando al mejor gancho de la historia del boxeo, el del gran Julio César Chávez, sorprendiendo con ópercuts perfectos en contragolpes.

Hubo cansancio en los dos. Cada uno con más de 140 golpes de poder; Álvarez con 40 golpes abajo; Golovkin, con ocho. Para mi gusto, ahí estuvo la diferencia.

“GGG” es una leyenda del boxeo y el “Canelo”, a su edad, le plantó cara.

No es fácil noquear cuando ambos tienen poder y aguante. Mis respetos para los dos. A su edad, el tapatío ha peleado con los mejores de su categoría. Tiene valor, no hay récord inflado, no le huye a nadie. A muchos les cae mal su personalidad, pero hay que reconocer que se le plantó, sin miedo, en el centro del cuadrilátero, a unos de los más terribles noqueadores de la historia, actuación que nos hizo recordar a los grandes, valientes boxeadores mexicanos de la historia.

El combate fue tan parejo, que cualquiera que hubiera sido anunciado como ganador hubiera sido justo, el empate aún más.

Los villamelones, que nunca ven box o llevan poco tiempo viéndolo, piensan y aseguran que Golovkin ganó porque lo vieron pegar más, pero el jab no es un golpe de poder. Los jueces consideran los golpes de poder para dar la calificación del round, pero el sábado, señores, GANO EL BOXEO.

Saúl “Canelo” Álvarez siempre buscó la victoria

¿Habrá tercera pelea? No lo veo recomendable. La gente espera un nócaut y aunque peleen 10 veces, no lo habrá jamás. Estos dos profesionales respetan el boxeo y entrenan a conciencia para cada pelea, nunca llegan en mala condición y, debido a lo ya visto, un tercer combate sería igual.

Los dos son, hoy, los más grandes boxeadores libra por libra.

El 15 de septiembre de 1810 se recordará como la noche en la que México se levantó en armas para lograr su independencia; el 15 de septiembre de 2018 se recordará como la noche en la que ganó el boxeo.

*  Comediante (“Taco de ojo”) y empresario boxístico

No hay comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *