Se cumplen 25 años del campeonato de los Olmecas

agosto 31, 2018

Por ERICK RUIZ

Era el 31 de agosto de 1993. En el diamante del estadio Centenario 27 de Febrero los Olmecas de Tabasco y los Tecolotes de Nuevo Laredo disputaban el quinto juego de la final de la Liga Mexicana de Béisbol. Un rodado a la primera de Rubén “Cartuchito” Estrada que tomó Horacio Valenzuela se convirtió en el out 27 que catapultó la algarabía de los aficionados tabasqueños. ¡Los Olmecas eran campeones!

En ese encuentro que permanece en la memoria de la fanaticada tabasqueña, dos hombres fueron claves para la consumación de la victoria por 5-1 y el campeonato: Ricardo Osuna, quien caminó toda la ruta, y Julián Wong, productor de dos carreras con imparable. En las tribunas, la música de “Karmito y los Supremos” sonaba a todo lo que daba; en Radio Villa 1190, los cronistas Charly Levi, el yucateco Tony Aguilar y Domingo Setién narraban a todo pulmón la hazaña.

La franquicia tabasqueña llegó a la Liga Mexicana en 1975 con el nombre de Cardenales, que cambió a Plataneros bajo la batuta de Julián Mansur y luego a Ganaderos cuando Humberto “Bola Vista” Tapia estuvo al frente del Club. Ya como los Olmecas el equipo logró su primer campeonato al vencer sucesivamente a los Tigres y Diablos Rojos, los dos equipos de la capital, para imponerse en la final a los Tecolotes. Este trofeo le dio a Diego Rosique Palavicini el nombramiento de Ejecutivo del Año.

En esa campaña de 1993, los Diablos Rojos terminaron con récord de 81-47 para ser líderes del Sur con siete juegos de ventaja sobre los Tigres, que buscaban su segundo campeonato seguido, y con los Olmecas en tercer lugar, a 13 juegos y medio. Los Tecolotes habían terminado la campaña en primer lugar del Norte con ventaja de juego y medio sobre Monterrey; perdieron su segunda final consecutiva.

El ansiado campeonato fue obtenido de la mano de jugadores como el zurdo tabasqueño Cecilio Ruiz, Emigdio López, Ricardo Osuna, Enrique Herrera, Salvador Colorado, Eliseo Garzón, Rusty Tillman, Todd Brown, Rafael de Lima, Alexis Infante, Miguel Castelán, entre otros, dirigidos por el mánager Juan Navarrete. En su primera temporada con los Olmecas y la penúltima de una carrera que lo llevaría al Salón de la Fama, Colorado tuvo récord de 8-1.

La ofensiva de los campeones Olmecas estuvo encabezada por cuatro jugadores extranjeros: el estadounidense Todd Brown, quien bateó para .343, con 22 jonrones y 95 carreras empujadas; su compatriota Rusty Tollman, con 21 cuadrangulares; y los venezolanos Rafael de Lima, de buena velocidad, con .337; y Alexis Infante, con .291.

El primer playoff se lo ganaron a los Tigres en siete partidos. Para la segunda serie, eliminaron a los Pingos en cinco encuentros. En la serie final, el equipo tabasqueño perdió el primer duelo disputado el 25 de agosto en el estadio “La Junta” de Nuevo Laredo, Tamaulipas. Pero a partir del segundo desafío nada detuvo a los Olmecas para obtener el título en cinco juegos, con un triunfo como visitantes y tres conseguidos en el Centenario, convertido en un manicomio.

El line up del equipo campeón de 1993 era el siguiente:

1.- Rafael de Lima CF

2.- Alexis Infante SS

3.- Leo Valenzuela RF

4.- Todd Brown BD

5.- Horacio “Paquidermo” Valenzuela 1B

6.- Rusty Tillman LF

7.- Julián “Chino” Wong 2B

8.- Eliseo Garzón R

9.- Herminio Sáiz 3B.

Pitchers (sobresalientes):

Cecilio Ruiz, Emigdio López, Ricardo Osuna, Ramón Serna, Salvador Colorado.

Mánager: Juan Navarrete.

No hay comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *